• qeeq1
  • qqqgg
  • qqttg

Crisol Internacional: “El asombroso Arte de Croacia”

Escrito por Andrea König Fleischer en Viernes, 13 Octubre 2017. Publicado en Crisol Internacional, Cultura, Política, Sociedad

Equivocadamente algunos piensan que el arte es únicamente para un público selecto y sofisticado llamado en ciertos círculos como la “Crème de la Crème” o la señalada también como lo “High” en una sociedad, sin embargo: EL ARTE ES DE Y PARA TODOS, YA QUE EL ARTE ES UNIVERSAL  y especialmente para todos los que sepan apreciarlo, no obstante el lugar o el tiempo y mucho menos la raza, sexo, edad o clase social. Encontrar, redescubrir y disfrutar de  la belleza y riqueza de las múltiples expresiones artísticas como lo son: la música, la poesía, la literatura, la pintura o la arquitectura no es un asunto de unos pocos, sino de TODOS aquellos seres que aman la vida, ya que el arte forma parte sustancial y es complemento de ella y se podría considerar en un sentido netamente figurativo como el encanto o brillo en la cotidianidad. El arte además de inspiración vital le da sustento a miles de personas alrededor del mundo, trasciende generaciones  y deleita, inspira y motiva más de lo que nos podríamos imaginar y por eso es esencial recordar sus diversas expresiones

No es por ello mera coincidencia o capricho que la  Organización Mundial para la Cultura y la Educación (UNESCO) estableció en el año de 1972 la Convención para la Protección del Patrimonio Cultural y Natural, protegiendo así determinados lugares y monumentos con un “valor excepcional” como Patrimonio  Universal para la Humanidad. En la actualidad 190 países han ratificado la Convención del Patrimonio Mundial, integrando una comunidad internacional, comprometida en identificar y proteger el patrimonio natural y cultural más importante del planeta. Así y por ello, la UNESCO junto con los Estados Miembros y sus comunidades locales  ha creado una lista de 1007 sitios, de los cuales 779 son culturales, 197 naturales y 31 mixtos que se encuentran en 161 Estados Partes. Los propósitos fundamentales al establecer los sitios es protegerlos ante el evidente cambio climático, la urbanización, el turismo masivo y a la vez fomentar un desarrollo socioeconómico sostenible, especialmente en las comunidades más vulnerables.

En el mundo hay países que no poseen una gran extensión territorial, pero debido a su excelente ubicación o por estar conectados  estratégicamente con el Levante con el Poniente y el Norte con el  Sur, se han convertido con el paso del tiempo en lugares icónicos de impresionantes legados  culturales y sobre todo artístico. Tal es el caso de Croacia, una República Democrática Parlamentaria desde hace 26 años,  miembro de la Unión Europea   a partir de 2013,  que  se encuentra ubicada en la Europa Central y cuyo parte de su territorio bordea  el Mar Mediterráneo, limitando al Noreste con Hungría, al Este con Serbia, al Sureste con Bosnia Herzegovina y Montenegro, al Noroeste con Eslovenia y al Suroeste con el Mar Adriático, compartiendo literalmente enfrente de la  eterna Venecia el espacio marítimo con Italia. Croacia tiene una extensión menor a 60 mil km², pero cuenta con más de mil islas  y es especialmente singular en su riqueza natural y arquitectónica. Sobre sus calles y callejoncitos empedrados y por instantes serpenteados que existen en muchos de sus pueblos y villas,  el viajero podrá encontrar y admirar majestuosas catedrales e iglesias con estupendas fachadas, cuyas torres y campanarios lucen como faros de un destino común, seguro y espiritual. En pocas partes del mundo se fusionan tanto la arquitectura con la escultura, creando un TODO espléndido a través de iconos simbólicos, invocando un pasado glorioso de grandes civilizaciones como lo fue la greco-romana, que posteriormente se fueron uniendo con el arte  bizantino, el centroeuropeo y con el espíritu siempre relajado y alegre de los  pueblos Mediterráneos. En esta amalgama cultural se hallan motivos del arte clásico de la antigüedad, así como también elementos típicos de la urbanización romana con sus características columnas macizas, obeliscos y mausoleos salpicados con los tintes del Renacimiento italiano y del posterior Barroquismo holandés para  convergir y darle cabida también a un estilo propio del Realismo social, dramático y crudo, que se ve reflejado  particularmente  a través de  la pintura postmoderna  forjada durante la Era de la Guerra Fría, de la Ex -Yugoslavia y finalmente de la inevitable caída de la “Cortina de Hierro”…

Todos los artistas de todas las épocas y credos que se refugiaron e inspiraron en esta región de ensueño llamada Croacia, fueron poco a poco labrando una síntesis creativa y singular  en Europa, dejando círculos culturales vanguardistas que son como huellas imborrables de un pasado que aún vive en el presente y que por esos valores la humanidad tiene la responsabilidad de cuidar y cultivar. No es casualidad que Croacia albergue numerosos espectáculos artísticos y festivales internacionales, como por ejemplo: el Warehouse Project, el Croatia Wave,  el Garden Festival o el Ultra Europe. Por otro lado, un viaje a Croacia siempre será placentero para todos los  sentidos, ya que el arte también se releja en la amplia gama culinaria de sus platillos y bebidas típicas y especialmente en la hospitalidad que se le brinda al viajero. Croacia  no solamente es el sitio ideal para los románticos, los nostálgicos, los  aventureros, los de espíritu y alma libre sino también para los escépticos  o críticos.  Croacia es, como el ARTE  para TODOS, lleno de contrastes y sorpresas entre sus fincas rústicas y majestuosos palacios que han sobrevivido no sólo el paso del tiempo, sino también a las guerras,  invasiones y migraciones. La región siempre dejará un recuerdo imborrable al poder descubrir  la espiritualidad  que envuelve  a una pequeña capilla en una colina, lejos del bullicio y siempre el sitio perfecto para reflexionar y contemplar a la vez un paisaje pintoresco tal vez escondido para algunos, pero singularmente  intenso y profundo en su existencia y especial para todos aquellos seres sensibles.

 En fin, basta con repasar  la lista de los Patrimonios de la Humanidad  declarados por la UNESCO  y visitar  de ellos  en Croacia el Parque Nacional  de los Lagos de Plitvice, la Ciudad antigua de Dubrovnik , Trogir o de  Split con el Palacio Diocleciano,  el Conjunto de la Basílica Eufrásica en Poreč, la Catderal de Santiago en Sibenik, la llanura de Stari Grad y también el Cementerio de la tumbas medievales  de “Stećci para convencerse de lo “Asombroso que es el Arte de Croacia” y que un viaje a estas tierras siempre tiene la garantía de que enriquecerá el espíritu y al  alma libre y viajera…

 

 

 

P.S.: Sobre el Patrimonio Mundial  http://es.unesco.org/themes/patrimonio-mundial

http://www.vercroacia.com/patrimonios-humanidad-croacia.html

Sobre los festivales que no te deberías perder: https://www.momondo.es/inspiracion/festivales-de-musica-croatas/

Acerca del Autor

Déje un comentario

Estás comentando como invitado.