• werr
  • wer
  • weeee

Hoy tengo ganas de ti

Escrito por Ramón Ojeda Mestre en Martes, 08 Julio 2014. Publicado en Cine, Música, Opinión

Hay tantas sinvergüenzadas y picardías en el mundo artístico comercial y musical que una más casi no debería sorprendernos o irritarnos, sin embargo, como sentenció José Martí, la palabra se hizo para decir la verdad, no para ocultarla. Durante años, deliberada y cínicamente se ha venido ocultando el nombre del autor de la conocida pieza que lleva por título "Hoy tengo ganas de ti" y que nunca hubiera alcanzado la fama y las ventas de discos o de grabaciones por sus intérpretes si no hubiera sido por la extraordinaria calidad de la música. Es decir, el mérito de su compositor o autor no se reconoce con lo cual se embolsan las regalías económicas que les corresponden a los herederos de prestigiadísimo autor.

Me refiero concretamente a Charles Chaplin uno de los grandes genios artísticos del siglo XX, reconocido luchador social que sufrió infinidad de persecuciones y acosos. Charles Spencer Chaplin escribió, dirigió y produjo la cinta "Una mujer de París", A woman of Paris, que es una película muda de 1923 y que fue quizá la primera película que Chaplin dirigió sin actuar pero que acompañó con una maravillosa música que él compuso y cuyo arreglo en el filme fue compartido probablemente por Louis F. Gottschalk y por Fritz Stahlberg. Esa música la conocemos nosotros en las innumerables interpretaciones de "Hoy tengo ganas de ti", cuya letra es de Miguel Gallardo pero que con la música de Chaplin se catapultó aunque lo hayan ocultado celosamente para evitar pagarle las regalías a la United Artists que también fundara Charles Chaplin junto con Douglas Fairbanks y otros.

Hoy tengo ganas de ti, con la música plagiada a la película de Una mujer de París, ha sido grabada, sin darle el crédito merecido a Charles Chaplin por Alejandro Fernández, por Montaner, por Cristina Aguilera, por el propio Gallardo y Ninel Conde o Camilo Sesto, entre muchísimos otros y ninguno, le reto a checarlo en Internet, le ha dado el crédito a Charles Chaplin, quien fue un genio superior a todos estos que le regatean su enorme aportación a la música y al arte contemporáneo. 

En la película de A woman of Paris que fue estrenada el 1 de octubre de 1923 y protagonizada por la famosa y bella Edna Purviance, Carl Miller, Adolphe Menjou, Lydia Knott, Betty Morrissey, y Malvina Polo, Charlie Chaplin nos regaló un Melodrama que denuncia la hipocresía y los prejuicios morales de la sociedad a través de la historia de Marie St. Clair, interpretada por Edna Purviance, una sencilla joven de un pequeño pueblo francés enamorada de un pintor. La fotografía, espléndida, fue de Toteroth y Wilson. En el mero principio de la película el genial londinense Charles Chaplin puso un letrero que explica que él no actúa para que no espere el espectador su aparición, aunque expertos dicen que uno de los camareros del restaurante es el propio Chaplin fugazmente.

El vestuario de los actores y actrices de la película es digno de todo un estudio costumbrista de la época. Decía Chaplin que "el verdadero sentido de las cosas se encuentra al tratar de decir las mismas cosas con diferentes palabras" y él logró una obra maestra del arte universal con esta película al que hoy la bola de mercachifles le regatean el crédito musical de su obra que hizo 50 años antes de que se lo "fusilaran" impunemente. En esta película intercaló Chaplin estas frases: 

"El tiempo convierte a las personas íntimas en extraños, y la formalidad oculta sus emociones" "-¿Por qué sacar a relucir el pasado?- Porque entonces te conocía mejor." "-Solo pienso en tu futuro -Si, piensas en mi futuro cuando afecta al tuyo." "El tiempo lo cura todo, y la experiencia enseña, que el secreto de la felicidad está en servir a los demás" según la Pinza Venenosa. Dígale esto a la persona que más confianza le tenga y coma frutas y verduras.


Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 

Acerca del Autor

Ramón Ojeda Mestre

Déje un comentario

Estás comentando como invitado.