• informe
  • werr
  • wer
  • weeee

Temas femeninos: ¿SÍNDROME DE EXCITACIÓN SEXUAL PERSISTENTE?

Escrito por Nínfulas en Martes, 15 Enero 2019. Publicado en Educación, Sexualidad, Sexualidad Femenina., Temas Femeninos

¿Qué es el síndrome de excitación sexual persistente?

También llamado trastorno persistente de excitación genital, es una respuesta de excitación genital desajustada e involuntaria, ya que sucede en un contexto en que la persona no percibe o interpreta una situación como erótica, causándole ansiedad y un gran malestar físico y psicológico.

Sin duda se trata de un problema sexual femenino  bastante peculiar y misterioso, descrito por primera vez en 2001 y considerado oficialmente una disfunción sexual desde 2003. El Síndrome de Excitación Sexual Persistente (PGAD, por sus siglas en inglés), no es sino un trastorno caracterizado por la presencia de tensión en los genitales acompañada de excitación continua, sin que exista previamente deseo sexual.

¿Síntomas?

Las mujeres que padecen este síndrome sienten que se acelera su ritmo cardíaco, que se aumenta su respiración, que su musculatura pélvica se contrae y que el cuerpo se prepara para el orgasmo. Sin embargo, es importante aclarar que es una situación no deseada.

En muchas ocasiones, cualquier movimiento de la pelvis desencadene un orgasmo. Otras veces, el orgasmo puede ir precedido de determinados sonidos o estímulos no eróticos, como el masticar, el ruido que se hace al absorber, el silbido, etc. Esto puede variar según la mujer que lo padezca. Por lo tanto, su excitación fisiológica descontrolada no se relaciona con su percepción de lo que es erótico o estimulante, lo que le hace vivir tales experiencias de una forma muy incómoda y desagradable.

¿Cuáles son las causas?

Hasta hoy se desconocen las causas exactas de este grave problema, aunque se plantean varias hipótesis. Un profesor de la Universidad de Medicina de Nueva Jersey (Estados Unidos), ha publicado un reciente trabajo en la revista científica Journal of Sexual Medicine en el que lo relaciona con la presencia de quistes de Tarlov. “En los resultados se observa que el 66% de las mujeres de su estudio presentaban esas pequeñas protuberancias en la columna vertebral. Cifra muy alta si se compara con que solo el 9% de las personas en la población general tiene estos quistes. Aunque esto no resuelve la incógnita, ya que hay otras mujeres que presentan el trastorno de excitación genital persistente y no tienen esos quistes.

Por ese motivo, algunos autores apuntan también a algún tipo de lesión traumática que pase desapercibida y que solamente afecte a la respuesta orgásmica genital.

¿Existe alguna cura o tratamiento?

Lo más recomendable es que la paciente acuda lo antes posible a terapia, para poder abordar y tratar su caso. Lo que se busca principalmente es que, este trastorno afecte lo menos posible en la vida de quien lo padece; que afecte lo menos posible, en los diversos ámbitos de su vida, y que asimismo desarrolle diferentes habilidades para lidiar con este asunto.

Acerca del Autor

Déje un comentario

Estás comentando como invitado.