• werr
  • dddd
  • werr
  • qqttg

Crisol Internacional: “El eco del silencio, Bali”

Escrito por Andrea König Fleischer en Viernes, 08 Junio 2018. Publicado en Cultura, Sociedad

Imaginémonos cómo sería  un día entero en  completo  silencio... Es algo en la actualidad casi inimaginable, porque  en las ciudades y pueblos estamos siempre rodeados de cientos de estímulos auditivos, naturales y artificiales, que queramos o no,  desde el alba hasta la puesta del sol y también durante las noches, siempre por más tenue que sea, nos acompañan, ya sea algún ruidito, eco, zumbido,  una música o una algarabía distante. Sin embargo y valorando los beneficios del SILENCIO que nos trae una energía muy distinta a otras ya que son provocadas por condiciones o actividades que a veces no notamos, pero que tiene el poder de detenernos y ponernos a pensar antes de actuar, lo que a su vez, puede que nos ayude a calmar y concentrarnos más, como un coach o asesor invisible. Los expertos en la materia aseveran que, ”cuando hay silencio tenemos tiempo de introspección para permitir que nuestro verdadero YO pueda hablar”.

Esto es sin duda interesante y algo diferente a lo que sabemos o hemos escuchado sobre un sitio lejano, un rincón tan misteriosamente bello, ubicado en el Océano Índico y conocido como la Isla de Bali, provincia de  Indonesia,  lugar donde se entrelazan las culturas, comercio y tradiciones que en nuestros días constituye un remoto pero muy popular destino turístico, donde curiosamente se celebra de manera puntual un día dedicado  especialmente al SILENCIO. En este 2017, el día 9 de Marzo coincidió con la Fiesta de Nyepi, en otras palabras el Día del Silencio, que a la vez representa el primer día del Año Nuevo hindú que se comienza según la tradición con un alma renovada. Las celebraciones inician con tres días de anticipación, primero se realiza la ceremonia de Melasti, un ritual  ancestral, que motiva que cientos de personas se vistan con colores brillantes y se dirijan a las bellas playas de la isla, llevando ofrendas y reliquias de los templos para que se purifiquen en el mar. Esta jornada de purificación está acompañada con un desfile llamado “Ogoh Ogoh”,mostrando figuras mitológicas, la mayoría demonios o malos espíritus hechos de papel y bambú que se queman al final del día para así marcar antes del “Día del Silencio” un nuevo comienzo. El ritual conocido como “Bhuta Yajna” trata de hacer desaparecer los elementos negativos de la vida y restablecer el equilibrio entre Dios, el Hombre y la Naturaleza.

La festividad simboliza la  supuesta “Llegada de los demonios a la Tierra” y por eso los habitantes de la isla se encierran por un día completo en sus casas, los comercios y el transporte público incluyendo los vuelos que  tampoco operan. Este día se dedica  completamente a la meditación y  la abstinencia, una tradición ancestral muy venerada y seguida también por los turistas que permanecen en sus alojamientos para guardar el respeto a las costumbres locales. Las únicas personas que se pueden encontrar en las calles son los policías llamados “pecalang” que vigilan que todos obedezcan la tradición de este día tan especial. Los hindúes renuncian durante este día también a todas las “bendiciones terrenales” del confort y de la modernidad como el uso de la electricidad, concentrándose en la meditación, los rezos y la pureza del espíritu. Los habitantes practican los cuatro “amati” o artes de la abstinencia, el “amati geni”, abstenerse de encender fuegos o luces, el “amati karya”, abstenerse de trabajar, el “amati lelanguan”,  no realizar actividades de ocio y el “amati lelungan, no salir  de casa. Este día la isla queda iluminada por miles de velas, como sumergida en un mar de luciérnagas que brillan en el horizonte.

Sí bien ya son bien conocidos y avalados por la ciencia los beneficios de la meditación, tras un largo día así en ayunas y meditando con profundidad, la mente tiene la capacidad de renovarse y el cuerpo desde el cerebro hasta el corazón se benefician tras este ejercicio espiritual, recuperando  la salud, paz y felicidad. El  “Nypei” o “Día del Silencio”  de Balisignifica un nuevo comienzo con una nueva alma…

Al conservar sus tradiciones es igualmente importante para los balineses salir al día siguiente, conocido como “Ngembak Geni” a las calles y retomar la actividad social y las  familias y los amigos se reúnen para concluir diversos rituales religiosos y espirituales, sobre todo el de “PEDIR PERDÓN UNOS A OTROS” que significa un paso grande hacia la renovación interior y la mejora de las relaciones interpersonales. No importa  que tan religioso  sea uno, la arraigada tradición del Nyepi hace que todo esto en la  mágica isla de Bali sea aún más misterioso. Además, al reflexionar sobre el tema del SILENCIO y de los rituales, nos podemos dar cuenta de nuestro pasado y de nuestras raíces, de nuestra vida actual, de nuestras esperanzas y también de nuestro porvenir. Quizás logremos ser capaces de percibir “El eco del silencio de Bali” y repetir el ritual durante 15 minutos al día, centrando nuestra respiración, llegando a un estado de serena reflexión, para alcanzar un nivel profundo de paz y bienestar interior. El SILENCIO nos ayudará a dejar fluir lo que no podemos controlar, sensibilizarnos con nuestro entorno y recuperar la fuerza mental y física para vivir  plena y nuevamente el MAÑANA…

                            

 

P.S. Sobre los beneficios del silencio: http://www.exitoysuperacionpersonal.com/el-gran-beneficio-del-silencio/

http://www.trt.net.tr/espanol/cultura-y-arte/2016/03/09/bali-festeja-el-dia-del-silencio-447618

http://www.traveler.es/viajes/mundo-traveler/articulos/el-dia-del-silencio-en-bali/3367

http://www.jakartaymas.com/2016/03/historia-del-hari-nyepi-dia-del.html

Acerca del Autor

Déje un comentario

Estás comentando como invitado.